nuevos leccionarios

A las parroquias se les “obliga” a cambiar los libros de las lecturas de la Misa (leccionarios) y los números son los números. 

Yo daba por seguro de que, a pesar de esos números, la traducción iba a garantizar una mejoría en las sutilezas bíblicas correspondientes al texto original. Pero ayer me encontré con esto en la primera lectura del nuevo leccionario: “¡No temas! ¡Sión, no desfallezcas!“. Cuando la ya antigua traducción decía esto: “No temas, Sión, no desfallezcan tus manos“, algo que concuerda a la perfección con el original: 

 

Anuncios

Hola. No te vayas sin decir nada. Tu opinión cuenta.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s